Pedraza, un pueblo con encanto en Segovia


Lo primero que hará el visitante antes de entrar en Pedraza será contemplar el pueblo a cierta distancia para admirar la imponente silueta del perímetro amurallado
Después de entrar por la única puerta del recinto, dejará el coche en el aparcamiento del castillo para recorrer las estrechas callejuelas medievales de la ciudad, deteniéndose a observar las hermosas mansiones nobiliarias que las flanquean.

Turismo en Pedraza, Segovia

Pedraza, historia medieval en cada rincón

Aunque existen vestigios arqueológicos que documentan la presencia de asentamientos humanos celtibéricos en el emplazamiento actual del Castillo, la ciudad tal como se conoce la actualidad tuvo su origen en la Edad Media.



En el siglo XI, cuando se consolidó la frontera entre Castilla y Al-Andalus, Alfonso VI repobló las tierras fronterizas arrebatadas a los musulmanes ofreciendo un estatus privilegiado a los colonos. Estos pudieron organizarse en comunidades que no dependían de señor alguno, reclutaban tropas y administraban justicia.

Pedraza fue la capital de la Comunidad de la Villa y Tierra de Pedraza, un territorio que en la actualidad comprende 18 municipios.

En el siglo XIV, Juan II concedió la vi castillo a García González de Herrera, la última de cuyas descendientes, doña Blanca, caso en el siglo XV con un miembro de la poderosa familia de los Velasco, llevando como dote al matrimonio el dominio de Pedraza.

Turismo en Segovia, Pedraza

A partir de este momento, la ciudad vivió una época de esplendor económico y urbanístico; varios miembros de la familia Velasco, tradicionalmente Condestables de Castilla, se instalaron en la ciudad, atrayendo tras de sí a otros miembros de la nobleza castellana.

La posibilidad de llevar a pacer a los grandes rebaños de ovejas merinas en los pastos comunales llevo también a numerosos ganaderos, los grandes potentados castellanos de la época, a establecer su residencia en Pedraza.

La producción de lana fue la base de una industria textil primaria que llegó a contar con numerosos Batanes en la ciudad que surtían de materia prima los talleres de confección flamencos. A partir del siglo XVIII, el sector ovino castellano entró en una decadencia de la que ya no iba a recuperarse.
Esta conjunción de aristocracia y gran burguesía propició la construcción de numerosas mansiones señoriales repartidas por todo el recinto amurallado.

Subasta de Ocio

Paradas obligadas en Pedraza

Como se ha señalado, la ciudad está contenida en una muralla con una sola puerta y se estructura urbanísticamente alrededor de un eje que va de la puerta de entrada al recinto hasta el castillo, pasando por la Plaza de Santa María. Algo excéntrica respecto a este eje queda la Plaza Mayor. La muralla cuenta con torres de defensa, todas cuadradas menos una octogonal que lleva el escudo de armas de los Velasco y está fechada en 1501.

El castillo está situado sobre un promontorio rocoso en un extremo del pueblo, separado de este por un foso defensivo excavado en la roca. Se trata de un edificio del siglo XIII, de estilo gótico, restaurado en el siglo XV por don Pedro De Velasco. En el interior de su muralla hay un segundo recinto con la torre de homenaje, la residencia de los Velasco.

La noche de las velas en Pedraza, Segovia

El castillo fue comprado por el pintor Ignacio de Zuloaga y en la actualidad es propiedad de sus descendientes, que lo han convertido en un museo dedicado a la obra del pintor.
La hermosa Plaza Mayor, con hermosos soportales, parece haber detenido el tiempo. Como antaño, allí se celebran los encierros y las corridas de las fiestas patronales, así como los conciertos al aire libre del ciclo musical los Conciertos de las Velas.

En la plaza se encuentra la iglesia de San Juan, un edificio románico, con una sobria torre cuadrada. El visitante avisado buscar el estrecho pasadizo pasadizo junto a la torre para llegar a la plazuela posterior y contemplar el bonito ábside.

Un castillo con leyenda

Corría el siglo XIII; Elvira y Roberto se amaban desde niños. Sin embargo, el señor del castillo de Pedraza, Sancho Ridaura, prendado de la belleza de la joven, la obligo a casarse con él, lo que motivó que Roberto, desesperado, ingresar en un convento.

El Castillo de Pedraza en Segovia, viajes y turismo

Años más tarde, falleció el capellán del castillo y Sancho pidió uno nuevo a la jerarquía. Por una broma del destino, el elegido fue Roberto. El Conde partió a participar en la batalla de las Navas de Tolosa, la llama volvió a prenderse entre los dos enamorados, solos en el castillo.

Enterado Sancho a su regreso, durante el banquete de celebración de su victoria hizo coronar a Roberto con una corona de hierro candente. Elvira, horrorizada, huyó a la torre y se clavó una daga en el corazón.

Sigue leyendo un nuevo post de viajes en Viajero Turismo: El Mont Saint Michel en Francia


0 on: "Pedraza, un pueblo con encanto en Segovia "